Posted On: Enero 19, 2012

¿Es la obesidad un factor de riesgo en los conductores de camiones?

Un nuevo estudio de la Universidad de Harvard publicado en la Journal of Occupational and Environmental Medicine (Revista de Medicina Ocupacional y Ambiental) ha sugerido, que la detección obligatoria de la apnea obstructiva del sueño (OSA por sus siglas en inglés) y la prohibición de ir de médico en médico pueden evitar accidentes de camiones y accidentes de autobuses provocados por la fatiga del conductor. Los investigadores de la Universidad de Harvard, también relacionaron la obesidad con la apnea obstructiva del sueño y sugirieron, que someter a exámenes con más frecuencia a los conductores en riesgo, también puede ayudar a prevenir accidentes de vehículos.

Stefanos N. Kales, profesor de la Facultad de Medicina de la Universidad de Harvard a cargo del estudio señaló, que a medida que aumenta la tasa de obesidad en los Estados Unidos, la tasa de obesidad entre los conductores de camiones comerciales también va en aumento. La obesidad puede conducir a una serie de estados de salud graves, incluyendo la apnea obstructiva del sueño, que pueden afectar la capacidad de un conductor para conducir con seguridad. Kales señala, que los conductores de camiones que padecen apnea obstructiva del sueño, en particular, son mucho más propensos a quedarse dormidos al volante comparados con conductores sin el padecimiento. La investigación de Kales también reveló, que muchos conductores de camiones evitan el tratamiento para la apnea obstructiva del sueño e incluso no reportan síntomas.

La apnea obstructiva del sueño es una enfermedad en la cual, el paciente carece de un sueño apacible debido a que presenta dificultad para respirar mientras duerme. En las situaciones más comunes, la apnea obstructiva del sueño provoca que la respiración del paciente se detenga y, de hecho, ocasiona que el paciente despierte por poco tiempo pero con mucha frecuencia durante la noche. Esto da como resultado somnolencia diurna excesiva e incluso tendencia a quedarse dormido, de repente, durante el día. La apnea obstructiva del sueño también aumenta el riesgo de enfermedad cardiovascular, hipertensión arterial, y diabetes mellitus, todo lo cual también puede afectar el rendimiento del conductor.

Como es lógico, esto representa un riesgo para los conductores de camiones. De acuerdo con el Dr. Kales y su equipo de investigadores, la apnea obstructiva del sueño aumenta el riesgo de un accidente automovilístico, accidente de camión, u otro tipo de accidente de tráfico de dos a siete veces. Además, la apnea obstructiva del sueño es muy común entre los conductores de camiones. Kales piensa, que entre 2.4 millones y 3.9 millones de conductores con licencia comercial en todo el país, padecen apnea obstructiva del sueño.

A pesar de la frecuencia de la apnea obstructiva del sueño, es a menudo una enfermedad sub-diagnosticada. Kales y sus investigadores descubrieron, que muchos médicos generales pasan por alto los síntomas de la apnea obstructiva del sueño. También encontraron que muchos conductores de camiones no informan sus síntomas. Kales y sus investigadores examinaron a 456 conductores comerciales y encontraron, que el 17% tenía síntomas o indicios que indicaban posible apnea obstructiva del sueño. La mayoría de estos conductores eran obesos, de edad avanzada, e hipertensos. 53 de los conductores se enviaron a practicarse más exámenes y estudios, sin embargo, 33 se negaron a someterse a los exámenes, mientras que los 20 que sí acudieron a practicarse los exámenes, todos fueron diagnosticados con apnea obstructiva del sueño. De los 20 conductores con apnea obstructiva del sueño diagnosticada, sólo un conductor buscó tratamiento.

Kales opina, que una cantidad significativa de conductores de camiones que padecen o sospechan padecer apnea obstructiva del sueño, buscan el certificado médico de médicos que no detectan la apnea obstructiva del sueño. Al ir de médico en médico, pueden evitar un diagnóstico o tratamiento obligatorio que podría afectar su empleo. Por desgracia, esto quiere decir, que una serie de conductores de vehículos comerciales transitan por las carreteras con tratamiento deficiente o sin tratamiento para la apnea obstructiva del sueño.

La Federal Motor Carrier Safety Administration (Administración Federal para la Seguridad de Vehículos Automotores), ha considerado obligatoria la detección de la apnea obstructiva del sueño para todos los conductores con un índice de masa corporal (BMI por sus siglas en inglés) que indique obesidad. En la actualidad, no existe un examen obligatorio para la detección de la apnea obstructiva del sueño, en particular, no obstante, los conductores de camiones comerciales están obligados a obtener un certificado médico. Algunas compañías transportistas como la Swift Transportation Corp. de la ciudad de Phoenix, somete a sus conductores a un chequeo para el diagnóstico precoz de apnea obstructiva del sueño y paga el tratamiento y el seguimiento.