Publicado el:

Entendiendo las Leyes de Seguros de Autos en el Estado de la Florida

La Florida es un estado sin culpa cuando se trata de seguros. Esto significa que su cobertura es no culposa cuando se trata de lesiones corporales. Si usted se encuentra en un accidente, cada persona que ha sido lesionada paga por sus propios gastos médicos, y por cada gasto relacionado con lesiones personales, sin importar quién causó el accidente. Es por esto, que la posibilidad para demandar a alguien por lesiones personales es limitada, sin embargo no eliminada por este tipo de cobertura.

El estado de la Florida requiere que todos los conductores tengan un mínimo de $10,000 en su cobertura de protección contra lesiones personales, y un mínimo de $10,000 en daños a la propiedad. Esto asegura que, en el evento de un accidente de auto, usted quede cubierto por cualquier lesión corporal que el accidente le haya causado, así como por cualquier daño en la propiedad (incluyendo daños en casas, negocios, y otras propiedades). La protección de lesión personal cubre no sólo los gastos médicos sino también servicios y salarios perdidos y gastos de funeral en caso de un accidente mortal.

Es buena idea tener más del mínimo de cobertura, ya que generalmente una póliza de $10,000 no cubre los daños de la mayoría de los coches que han estado en accidentes serios, y los gastos de médicos y de funeral generalmente son mayores a los $10,000. Muchos conductores se preocupan por los costos de sus pólizas si es que incrementan sus coberturas, pero en muchos casos, los conductores pueden ahorrarse dinero al tener deducibles más altos.

Algunos conductores también deben tener protección contra lesiones corporales. Bajo las leyes de la Florida, los conductores que han estado involucrados en accidentes previamente, o que han sido multados, se les recomienda que tengan este tipo de cobertura. Esta cobertura paga por las lesiones que las víctimas sufren en los accidentes de autos. Si usted está en un accidente de auto y el conductor del otro vehículo sufre una lesión de la médula espinal o alguna otra lesión seria, ésta cobertura pagará los gastos médicos y los gastos relacionados.

Aún cuando no es indispensable que usted tenga la cobertura de daños corporales, es recomendable hacerlo para ayudar a sufragar los gastos de los accidentes de automóvil. La cobertura mínima generalmente es de $10,000 por persona y con un máximo de $20,000. Sin embargo, siempre es bueno tener un poco más del mínimo, ya que ésta cobertura puede protegerlo financieramente en el caso de un accidente.

La cobertura opcional incluye tanto el seguro de coalición, el cual lo protege de los costos de reparación de su auto, como la cobertura completa la cual lo protege contra robo y daños de vandalismo a su auto y a algunos desastres naturales.

La cobertura para automovilistas sin seguro o con una cobertura inadecuada es también opcional pero altamente recomendable. Esta cobertura lo protege financieramente en caso de que se encuentre en un accidente con alguna persona que no tenga seguro o que la cobertura no sea suficiente para pagar por sus lesiones o el daño de su auto.