Publicado el:

¿Necesita de un Abogado de Lesiones Personales Si Ha Estado Involucrado en un Accidente de Auto?

Muchos conductores tienen accidentes de autos en los que no es necesario contactar a un abogado. Si usted tiene un accidente menor como el de un choque de defensa en el que hay pocos daños de propiedad y no hay lesiones personales, su compañía de seguros podrá ayudarle. Sin embargo, usted necesitará de un abogado calificado si:

* Ha ocurrido una lesión severa, tal y como una quemadura, una lesión de la médula espinal, o algún otro problema serio. Si alguien requiere ser hospitalizado o necesita estar sin trabajar, usted necesita a un abogado calificado. Si existe alguna posibilidad de que las lesiones causadas por el accidente resulten en una discapacidad permanente, usted necesita contactar a un buen abogado inmediatamente.
* Si ha ocurrido una fatalidad como resultado del accidente
* Si existen acusaciones de imprudencia o negligencia
* Si existen otros autos o peatones involucrados
* Si el reporte de la policía no es exacto y sugiere que sus acciones causaron el accidente
* Si el accidente ocurrió en un área de construcción
* Si usted no tiene seguro o si su seguro le esta diciendo que no está cubierto debido a que se retrasó en algún pago
* Si tiene muy poca cobertura en su seguro de auto
* Si su compañía de seguro incorpora a un abogado para que trate con usted, o si de repente dejan de tomar sus llamadas o no le contestan sus preguntas
¿Por que necesita contratar a un abogado en estos casos? Muy simple. Todo lo mencionado anteriormente son señales que indican que el accidente está causando cuestiones legales más complicadas y que le pueden crear problemas. En todos los casos mencionados arriba, es técnicamente posible que usted pueda resolver el problema sin la necesidad de un abogado, sin embargo, usted no quiere verse involucrado en un proceso legal difícil y complicado. Es por ello, que lo mejor es que busque ayuda legal inmediatamente.

Existen además otras circunstancias en las que se pueda requerir de una consulta con un abogado, y existen algunas otras en las que sólo sea necesario un consejo legal y no una intervención:

* Si usted necesita un consejo sobre cuánto puede esperar ganar de su reclamación
* Si usted no está seguro si otros tipos de seguros (tales como cobertura personal, o seguros de propiedad) aplican en su reclamación
* Si no está seguro si su compañía de seguros realmente lo está ayudando
* Si necesita ayuda para negociar con un proveedor de seguros
* Si no entiende la póliza de su seguro o sus derechos
* Si esta confundido por un laberinto de formas y papeles y necesita ayuda para entender todo eso
En todos éstos casos, un abogado no es estrictamente necesario, sin embargo las recomendaciones legales lo pueden tranquilizar y lo pueden ayudar a proteger sus intereses y a asegurarle que no se presenten problemas ni molestias.