Publicado el:

El Tribunal de Apelación del Estado de Florida Puede Permitir que Pacientes con Lesiones Personales Demanden a las Ciudades

El Tribunal de Apelación del estado de Florida, permite que un conductor demande, por negligencia, a la ciudad de Boca Ratón, y esto podría crear un precedente para otros conductores lesionados de manera semejante. El caso, Marion vs. La ciudad de Boca Ratón, se refiere al accidente de tráfico que sufrió la conductora Elizabeth Marion, cuando circulaba por la intersección de Glades Road y Renaissance en la ciudad de Boca Ratón. El semáforo estaba descompuesto y las luces funcionaban en “modo seguro” (modo intermitente) Marion alegó, que estas luces fueron la causa de su accidente y ganó el caso.

En el transcurso del caso salió a la luz, que dos veces en un período de 36 horas antes del accidente automovilístico de Marion, se solicitó el apoyo de los trabajadores municipales en la intersección. En ambas ocasiones, los trabajadores sólo reiniciaron las luces, en lugar de averiguar el motivo del problema y solucionar la falla de otro modo. Como resultado, Marion manifestó, que la ciudad actuó con negligencia ya que era su obligación ocuparse del mantenimiento de los semáforos, pero no lo hicieron y provocaron el accidente.

La ciudad manifestó, que su deber para con los conductores no involucra el buen funcionamiento de los semáforos, sino que sólo obliga a la ciudad a advertir a los conductores sobre los peligros. La ciudad afirmó, que el modo seguro cumple con esta obligación. La ciudad también alegó, que fue la falta de precaución al conducir, más que el semáforo, lo que de hecho causó el accidente. Si todos los conductores tomaran en cuenta el modo seguro de las luces y procedieran con precaución, el accidente quizás no habría sucedido.

El Tribunal de Apelación determinó, que la ciudad sí tiene la obligación para con los conductores de mantener los semáforos operando según lo previsto. El tribunal también declaró, que sólo advertir sobre los peligros no anula la obligación que la ciudad tiene para con los conductores. El fallo envía un mensaje contundente, tanto para los conductores como para las ciudades: las ciudades están obligadas a mantener los semáforos en perfectas condiciones, y se consideran responsables si no lo hacen. Se desconoce si la sentencia tendrá impacto en los casos de accidentes peatonales, y en todos los casos relacionados con el mal funcionamiento de los semáforos en el estado de Florida.

Si usted se encuentra lesionado como consecuencia de un accidente automovilístico en el estado de Florida, o sufrió una lesión personal de alguna otra manera, póngase en contacto con el equipo de abogados del Grupo Legal Flaxman. El Grupo Legal Flaxman tiene el orgullo de formar parte de las comunidades de Miami, Homestead, y Hollywood, y de poder prestar sus servicios en el área circundante del Sur de Florida. El equipo de abogados del Grupo Legal Flaxman, ha asesorado a miles de victimas de lesiones personales en el estado de Florida, y tiene suficiente experiencia para poder asesorarlo. Comuníquese hoy, para recibir una consulta sin ningún costo ni compromiso y comentar sobre su caso.