Publicado el:

Previniendo Lesiones en los Hospitales de Hollywood y del Sur de la Florida

Al ir al hospital, usted espera obtener la asistencia médica necesaria para que se pueda recuperar. Sin embargo, para muchos pacientes, las negligencias en las salas de emergencia, en Hollywood, así como otras formas de negligencia, pueden ocasionar lesiones causadas en el hospital, infecciones, y otras complicaciones. Si usted necesita ir a un hospital, usted puede tomar las siguientes precauciones para prevenir lesiones:

1) Revise las evaluaciones de los hospitales. El Grupo Leapfrog ha emitido evaluaciones sobre los hospitales de la Florida y de 24 instituciones en el Sur de la Florida que han obtenido una “A” por la seguridad y por la prevención de las infecciones. 44 hospitales en la región han sido evaluados y solo uno obtuvo una “D”, mientras que 14 obtuvieron “B” y 5 una “C”. Los hospitales fueron evaluados por seguridad, accidentes y prevención de lesiones e infecciones. El ultimo reporte por el Grupo Leapfrog otorgó solamente a 22 hospitales la calificación de “A”, por lo que estas evaluaciones son buenas noticias para los pacientes ya que puede ayudar a los pacientes a tomar mejores decisiones sobre donde buscar ayuda médica.

2) Elija la mejor opción médica al momento de necesitarla. Los hospitales o salas de emergencias no siempre son las mejores opciones cuando usted está enfermo. Si usted tienen una enfermedad seria, la sala de emergencia puede ser su mejor opción. Sin embargo, si su situación puede esperar para poder asistir a una clínica o con su doctor, esto puede ser su mejor opción ya que estos lugares pueden estar menos ocupados y por lo tanto podrá tener más tiempo son su doctor.

3) Escríbalo. Escriba la información que necesita decirle a su doctor – incluyendo información sobre los síntomas y cualquier condición médica o alergias, así como la lista de medicamentos (prescritos y no prescritos) que usted esta tomando. Al ir hacia el hospital, usted puede sentirse abrumado y puede llegar a olvidar detalles importantes. Por esta razón, es importante que usted escriba esta información o que imprima cualquier información tal como recomendaciones, tratamientos, o diagnósticos, que le haya dado su doctor.

4) Vaya acompañado con un amigo. Si usted va a la sala de emergencia, es bueno que vaya acompañado por un amigo o un familiar que pueda apoyarlo y ser su defensor de salud si usted está lesionado o en condiciones no aptas para hablar por usted mismo. Un amigo puede hacer preguntas, y ayudarlo a comunicarse con los doctores y cuidar la información que le den.

5) Hable. No se quede callado. Los pacientes pueden sentirse intimidados y quedarse callados al ver que algún profesional de la salud está cometiendo algún error. Ya sea que usted se de cuenta que alguien no se está lavando las manos antes de tratar su herida, o notar que su doctor le está prescribiendo algo a lo que usted es alérgico, hable, no se quede callado.

6) Si usted tiene la opción, organice el tiempo de su visita cuidadosamente. Si usted ha estado en un accidente automovilístico, usted probablemente necesitará ir a la sala de emergencias inmediatamente. Si no es una urgencia, usted deberá de programar su visita de manera cuidadosa. Tenga en cuenta que los fines de semana y las noches cuentan con menos personal, por lo que el ir en horarios en los que haya más personal, significa que puede obtener la atención que merece.

Si usted ha sido lesionado durante una visita al hospital o clínica, usted tiene derechos. Contacte al Grupo Legal Flaxman para que pueda obtener una consulta y discutir sobre sus derechos y los próximos pasos que puede tomar para protegerse legalmente. Su consulta inicial con nuestra firma legal es gratuita y sin obligación.