Publicado el:

Seguridad en Las Playas de Miami y Florida

El sur de Florida es famoso por sus playas y cada año, millones de personas las visitan y regresan a sus casas con nada más que buenos recuerdos. Sin embargo, las lesiones relacionadas con el clima y la playa pueden ocurrir. Lesionarse en el playa puede arruinar un hermoso verano y dejarle meses (e incluso años), de dolor, pérdidas económicas, y facturas médicas.

Corrientes intensas, sol intenso, vida marina, rayos y agua contaminada son sólo algunos de los peligros que existen en todas las playas. Tomar algunas precauciones puede ayudarle a prevenir heridas y asegurarle unas vacaciones fantásticas:

1) NADE EN PLAYAS CON SALVAVIDAS
Nadar en las áreas designadas asegura que haya alguien al pendiente de su seguridad en caso de sufrir una lesión, un calambre, o alguna dificultad inesperada. Nadar donde hay salvavidas también le asegura que el área está supervisada y que, por lo tanto, el agua es limpia y segura. Los salvavidas están entrenados para responder a una serie de emergencias médicas, así que si se encuentra en problemas, incluso su situación médica estará mejor asegurada si hay un salvavidas cerca.

2) INFÓRMESE SOBRE QUÉ HACER CUANDO HAY CORRIENTES DE RESACA
Estas son corrientes fuertes que arrastran el agua de la orilla y pueden jalarlo al mar abierto. Si nota que hay aguas tranquilas entre olas, tenga cuidado: puede ser la resaca. Si queda atrapado en una corriente de resaca, manténgase en calma y nade de regreso a la orilla en ángulo, de manera que se encuentre paralelo a la orilla. No intente luchar contra la corriente.

3) LEA SOBRE LA CONDICIÓN DE LAS CORRIENTES DE AGUA ANTES DE SALIR A LA PLAYA.
Las condiciones cambian regularmente, así que considere usar su celular o alguna aplicación para estar al tanto. No querrá nadar en aguas peligrosas. Siempre obedezca las indicaciones de precaución que señalen áreas donde nadar no sea seguro, ya que están ahí por su seguridad.

4) REVISE EL ESTADO DEL TIEMPO ANTES DE SALIR A LA PLAYA.
No se dirija a la playa durante una tormenta, o cuando los rayos sean un problema. El agua es conductora de electricidad, por que puede atraer a los rayos y causarle una lesión severa. Aún cuando las tormentas estén lejanas, recuerde que pueden moverse rápidamente, así que asegúrese de tener información actualizada sobre el estado del tiempo.

5) NADE CERCA DE LA ORILLA
En caso de que se encuentre con una marea de resaca, o le dé un calambre, o se encuentre con algún otro peligro, será más fácil que llegue a la orilla si no se adentra mucho en el mar. Nadar cerca de la orilla también asegura que los salvavidas puedan verlo claramente y ayudarlo en caso de ser necesario.

6) VAYA A LA PLAYA CON AMIGOS
No sólo es más divertido, sino que también asegura que haya alguien listo para ayudarle si resulta herido. Los amigos aseguran que haya alguien que esté al pendiente de usted en la playa, y también pueden ayudar a los médicos a salvarle proporcionándole información sobre su historial médico.

7) MANTÉNGASE HIDRATADO Y EN LA SOMBRA PARA EVITAR LESIONES RELACIONADAS CON EL SOL
Ahogarse no es el único peligro que puede encontrarse en el sur el Florida. Las lesiones relacionadas con el sol, incluyendo golpes de calor y quemaduras severas, pueden poner su vida en peligro. Use un buen protector solar para prevenir quemaduras de sol y manténgase hidratado para asegurarse de que su cuerpo pueda manejar el calor.

Si ha resultado herido en una playa del sur de Florida, contacte al Grupo Legal Flaxman para agendar una consultoría gratuita con un abogo de Hollywood especialista en lesiones personales. No importa su usted es de Hollywood o si sólo viene de visita: nuestros abogados pueden ayudarle a revisar sus derechos. Nuestras oficinas en Hollywood, Homestead y Miami están abiertas para servirle.