Estamos con usted durante la pandemia de COVID-19. De esta manera.

Artículos publicados en Quemaduras

Si sufrió una lesión grave por quemadura, como consecuencia de una quemadura química, accidente automovilístico, incendio, u otro incidente, necesitará la mejor atención médica posible para su recuperación. En muchos casos, las lesiones por quemadura requieren de una serie de tratamientos complejos, ya que pueden ser complicadas. Si sufrió una quemadura, principalmente necesitará: asistencia médica inmediata para intentar reducir el daño al mínimo, medicación para controlar el dolor, así como tratamiento para regenerar la piel y el tejido dañado. Si su quemadura es grave, la rehabilitación deberá formar parte de su terapia para recuperar la movilidad de la zona afectada. La cirugía estética, también será necesaria para recuperar la apariencia de su piel.

Las lesiones por quemadura son muy complicadas y traumáticas, depende del área afectada o de la gravedad de la misma, que la recuperación pueda llevar meses o años. Además, muchas quemaduras dejan lesiones de por vida. Por ejemplo, las quemaduras en el área facial, podrían producir ceguera, sordera, o la pérdida de otras funciones sensoriales. Las quemaduras graves en extremidades, pueden llegar a provocar parálisis y dejar a la persona incapacitada para trabajar.

Después de sufrir una lesión por quemadura, una de sus prioridades principales será conseguir la mejor atención posible. Mientras mejor sea el tratamiento médico que pueda obtener, mejores oportunidades tendrá de recuperarse por completo de su lesión. Sin embargo, saber dónde y cómo obtener el mejor tratamiento podría desanimarlo. La mayoría de los pacientes cuentan con diversas opciones de tratamiento, y saber cuál elegir podría constituir un reto. Además, la información disponible sobre lesiones por quemadura es muy detallada y técnica. Es posible que se confunda entre tanta información cuando intente tomar una buena decisión basada en la investigación.

Graves lesiones por quemaduras causadas por accidentes automovilísticos, accidentes de trabajo, accidentes de camiones, e incendios frecuentemente requieren hospitalización. En el hospital, las víctimas de quemaduras frecuentemente reciben varios tipos de tratamiento para tratar las diversas formas que las quemaduras afectan el cuerpo:

1) Los tratamientos tópicos con antibióticos. La piel es la primera línea de defensa que protege al cuerpo contra virus y bacterias. La piel quemada, sin embargo, no ofrece esta protección y, de hecho, se vuelve vulnerable a la infección, sobre todo cuando se venda y se mantiene envuelta durante el proceso de curación. Por esta razón, las cremas con antibióticos se aplican a la piel para ayudar a una cicatrización rápida y para ayudar a prevenir las infecciones.

2) Separación y vendajes. La mayoría de las quemaduras graves deben de ser vendadas con el fin de proteger a la piel contra infección y con el fin de permitir que las heridas permanezcan libres de líquidos y pus. Las vendas minimizan el dolor para el paciente y ayudan a mantener la piel y las extremidades en su lugar durante el proceso de curación.

De acuerdo con la universidad de Missouri, cada año, en los Estados Unidos, casi 2 millones de personas son tratadas por sufrir quemaduras, y de estos 2 millones, 112,000 son casos de quemaduras escaldadas causadas por agua caliente. Aún cuando muchas personas asocian las lesiones de quemaduras con incendios, el Consejo Nacional de Seguridad (National Safety Council) ha reportado que los Estados Unidos tiene el índice más alto de quemaduras en el mundo industrializado, y que un gran porcentaje de estas quemaduras son causadas por algo tan simple como el agua caliente.

De acuerdo con la Coalición niños Seguros (Safe Kids Coalition), aproximadamente 37,000 de las víctimas de quemaduras escaldadas, son niños de 14 años o menos, y alrededor de 18,000 de las víctimas son niños de 5 años de edad o menos. Los reportes muestran que en los casos de lesiones por quemaduras escaldadas en menores de edad y niños, el factor culpable es algo tan simple como un baño con agua caliente. La universidad de Missouri reporta que la mitad de los casos de niños que han sufrido quemaduras ocurren debido a que los padres ponen a los niños en una bañera con agua demasiado caliente. Algunos otros casos ocurren debido a que el niño abre la llave del agua caliente, o porque se caen en agua que esta demasiado caliente. Algunos casos de quemaduras también son resultados de abusos al menor.

Debido a que la piel de los niños es más delgada, se quema más rápidamente. De hecho, y de acuerdo con algunos reportes, las quemaduras son la segunda causa de muerte en niños de entre 0 y 5 años de edad. Diariamente en todo el país, 300 niños son llevados a las salas de emergencias debido a quemaduras por agua caliente, y cada año, 3000 de estos pacientes requieren ser hospitalizados debido a sus lesiones.