Artículos publicados en Lesiones y Maltratos en Asilos para Adultos Mayores

Publicado el:

Los casos de negligencia y abuso de las casas de ancianos en Homestead y en el Sur de Florida usualmente se demandan legalmente cuando un anciano querido se interna en una casa de ancianos, o en una instalación de asistencia o en cualquier centro de cuidado y ha sufrido de negligencia o abuso. Puede incluir negligencia grave que ocasionara una enfermedad, complicaciones médicas, o muerte. También puede incluir abuso físico, abuso sexual, abuso verbal o emocional, o asalto.

Sin embargo, no todas las personas pueden presentar un caso de abuso o de negligencia en el Sur de Florida. En general, se necesita probar los daños y necesita probar su relación con la persona mayor que fue afectada. En general la persona más cercana al anciano es la que presenta la reclamación. Esto puede incluir:

* La persona mayor afectada por el abuso o negligencia.

* La esposa de la persona mayor, si es que aún vive.

* Los hijos de la persona mayor, si la esposa ya murió.

* La otra familia de la persona mayor, en el caso que no haya hijos o esposa que vivan.

En general, si la persona que fue el objeto del abuso o de la negligencia está vivo, él o ella son los que deben presentar la demanda legal – con la ayuda de un abogado. La persona directamente afectada generalmente tiene el testimonio y la evidencia necesaria en su demanda y tiene el mayor poder para reclamar en contra de los que lo abusaron.

Posibles Problemas que Afectan los Casos de Abuso o negligencia en Personas Mayores.

Hay varias situaciones en las que la persona mayor no puede o no desea acusar al abusador. En muchos casos familiares del anciano son los que abusan y son negligentes con la persona mayor en Homestead y otras comunidades y él o ella tienen miedo de los abusadores o tienen vergüenza de lo que les ocurrió. Ellos desean olvidar lo que les ocurrió y la posibilidad de presentar una reclamación puede ser aterrador o desalentador. En algunos casos la persona que abusó busca construir una relación con la víctima para que él o ella no hablen mal de él. Esto es especialmente cierto si el abusador es un miembro residente, amigo, o un familiar.
Continuar leyendo →

Publicado el:

El mes de Mayo es el mes de los Americanos Mayores de acuerdoa la Asociación de Vida en Comunidad. Si tiene miembros mayores en su familia, hay varias cosas que puede hacer para asegurar su seguridad:

1] Ayude a  proteger a su anciano querido contra los abusos y negligencia de las casas de personas mayores. Desafortunadamente, los americanos de la tercera edad/ adultos mayores que  entran a las comunidades de vida asistida, casas de ancianos y casas para jubilados  son, en algunas ocasiones, víctimas de abuso y negligencia en éstos lugares de asistencia en Homestead y Florida donde se supone que deben tener la mayor protección.

Antes de poner a su querido familiar de la tercera edad en alguno de éstos lugares, investigue el lugar y los cuidadores con mucho cuidado. Visítelo con frecuencia y manténgase alerta de algún  signo de abuso o de lesiones y enfermedades sin explicación. Si encuentra algún signo de abuso o negligencia actúe de inmediato antes de que la situación se vuelva más grave.

Si hay un miembro de la familia cuidando a su querido anciano, tenga en mente que la fatiga puede ocasionar abuso y negligencia. Asegúrese que los cuidadores tengan el apoyo que necesitan y que se les de descanso para que tengan un buen estado emocional para que su trabajo sea de calidad.

Continuar leyendo →

Publicado el:

Los miembros de la tercera edad pueden necesitar más cuidados y atención ya que son más vulnerables a las lesiones, abusos, y otros problemas. Si usted tiene un ser querido de la tercera edad viviendo en Homestead o en un asilo o casa de asistencia de Florida, existen varias opciones para asegurar que todos los miembros de su familia estén protegidos en el caso de una emergencia:

1) Establezca un plan de preparación para casos de desastres para sus familiares de la tercera edad.
Si usted tiene familiares viviendo en casas de asistencia, ¿Cuenta con un plan para protegerlos contra los abusos y las negligencias en asilos de ancianos? Si llega un tornado u otro desastre natural a afectar su casa en Homestead, ¿Cómo contactará a su familiar y mantenerlo a salvo? ¿Su familiar podrá escapar en caso de un incendio? Desarrolle un plan para mantener a todos los miembros de su familia a salvo. Si sus familiares viven con usted, esto significa hacer que su casa sea más accesible y que pueda asegurarse que sus familiares podrán salir en el caso de un incendio u otro desastre.

2) Establezca un plan para que sus seres queridos de la tercera edad sean menos vulnerables a la negligencia y al abuso.
Los abusos y negligencias en las casas de asistencia es una gran preocupación para los familiares de Homestead. Si su ser querido vive en una casa de asistencia usted querrá tener un sistema para protegerlos. Este sistema puede incluir investigar a la casa de asistencia para saber si tiene buena reputación. También puede visitar sorpresivamente para ver las condiciones del lugar y trabajar con familiares y amigos para asegurarse que alguien esté checando la calidad de vida adentro de este lugar así como en el cuidado de su familiar.

Continuar leyendo →

Publicado el:

No existen estadísticas nacionales capaces de describir un panorama exacto de la dimensión del maltrato a personas de la tercera edad, y del abuso en las casas de reposo para ancianos. Sin embargo, según un reporte publicado por el gobierno de EE. UU. En el mes de marzo, los incidentes de tal abuso siguen en aumento. De acuerdo con el informe, la cantidad de casos de maltrato a adultos mayores en el estado de Florida, tuvo un incremento de18% entre el año 2008 y el 2010. Este es un motivo de preocupación para muchos millones de familias estadounidenses, que tienen la necesidad de dejar a sus padres, de edades avanzadas al cuidado de estas instituciones porque su ser querido requiere de atención continua. De acuerdo con los expertos, los residentes de las casas hogar para ancianos están particularmente en riesgo, ya que muchos pacientes en estas instituciones padecen demencia, una enfermedad que los vuelve vulnerables. Además, los empleados de las casas de reposo para adultos mayores, pueden trabajar mucho y ganar poco, lo que también puede contribuir a crear el marco para que el maltrato tenga lugar. De acuerdo con los expertos, el primer paso para la prevención de este tipo de abuso es seleccionar con cuidado las instalaciones. Los familiares pueden hacerlo de la siguiente manera:

1) Investigar a fondo. Es mejor tomar en consideración varias instalaciones en su localidad. Analice las críticas y comentarios que aparecen en línea y hable con sus amigos, familiares y con su médico de cabecera para ver si pueden recomendarle algunos centros. Otra buena opción es hablar con un defensor social de cuidados a largo plazo de su localidad; este profesional, por lo regular, podrá proporcionarle buena información sobre las alternativas en su localidad. Investigue lo más que pueda sobre cada una de las instalaciones. Busque los centros que incluyen menor proporción de pacientes por cada profesional de enfermería y al menos tres horas y media de atención de enfermería a diario por paciente.

2) Elaborar el presupuesto. El cuidado a largo plazo para pacientes de la tercera edad puede ser bastante caro, y los costos de la estancia no siempre cubren la asistencia médica, medicamentos, y algunas otras necesidades. Haga un desglose de todos los gastos y calcule el costo para determinar cuánto puede pagar. Visite a su proveedor de seguro médico para definir qué cubre y qué no.

Publicado el:

El abuso financiero es una forma de abuso difícil y con frecuencia pasada por alto. Las víctimas más comunes de este tipo de abuso son las personas mayores. El abuso financiero puede tomar muchas formas tales como el fraude intencional y las estafas dirigidas a los ancianos. También puede incluir a un cuidador amenazando o lastimando a una persona a menos que le de dinero, o a un cuidador convenciendo a una persona de edad avanzada a entregar sus bienes en contra de su voluntad.

El abuso financiero es difícil de detectar. A diferencia de los accidentes por resbalones y caídas, los malos tratos físicos, y otros problemas, frecuentemente no dejan marcas físicas y no causan lesiones personales evidentes. Los seres queridos y familiares no se dan cuenta de lo que les está sucediendo a menos que se mantenga una estrecha vigilancia sobre las finanzas de su ser querido. Desafortunadamente, muchas familias quieren que un ser querido, de edad avanzada, conserven su independencia y por lo tanto se abstienen de hacer preguntas financieras. Esto puede permitir que un abusador continúe abusando de su víctima. Muchas de las víctimas sienten vergüenza o miedo de que se les quite su independencia, y es por ello que los abusadores usan esto para mantener oculto el abuso.

Hay muchas razones por qué los ancianos suelen ser objetivo de los abusadores financieros. Las personas mayores frecuentemente no tienen un contacto muy cercano con sus familiares. Esto facilita que el abuso no sea detectado. Algunas personas de edad avanzada sufren de demencia no diagnosticada u otras enfermedades que los convierten fácilmente en posibles víctimas. Incluso cuando una persona mayor no está enferma, el abusador frecuentemente culpa la edad de la víctima o sus enfermedades (“ya se le olvidó que usted me dio su vehículo como regalo”). Además, algunas personas mayores no están al tanto sobre las estafas en línea y otras estafas más comunes, que los convierte fácilmente en víctimas. Muchas personas de edad avanzada son el blanco de los estafadores ya tienen ahorros para la jubilación y inversiones que han pasado su vida acumulando.

Publicado el:

Las familias sitúan a sus seres queridos, de la tercera edad, en casas de ancianos con la esperanza de proporcionarles un alto nivel de atención. Cuando éstos sufren una lesión personal, se generan muchas emociones y preguntas al respecto. Las familias pueden sentir que un accidente es el resultado del abuso o negligencia, mientras que las casas de ancianos pueden afirmar que el incidente es el resultado del proceso de envejecimiento. En muchos casos, las lesiones en las casas de ancianos se pueden deber a una serie de razones:

1) Disminución del tono muscular. Nuestros músculos pueden perder tono mientras que envejecemos, especialmente si llevamos una vida sedentaria. Un tono muscular pobre puede llegar a causar resbalones, caídas y otras lesiones. Sin embargo, el hogar de ancianos puede ser encontrado negligente, en estos casos, si los pacientes no tienen acceso a opciones de ejercicio y el cuidado de la salud que mantiene sus músculos en buen estado.

2) Malos reflejos. Cuando envejecemos, nuestros reflejos se vuelven más lentos. Esto puede provocar que tengamos caídas o estar menos seguros al pararnos. Esto puede ocasionar lesiones en muchos casos. Sin embargo, las casas de ancianos deben de tener características que mejoren la seguridad para los ancianos. Por ejemplo, debe haber barras de agarre en los baños y a lo largo de los pasillos, para que los adultos de la tercera edad puedan agarrarse de estas barras para evitar una caída.

Publicado el:

El abuso sexual en las casas-hogar/asilos para ancianos es un hecho grave que por desgracia a menudo es también ignorado. El año pasado, un equipo de noticias locales del estado de Florida completó una verificación de los sitios web de delincuentes sexuales del estado, y encontró que alrededor de ochenta delincuentes sexuales vivían en casas-hogar para ancianos del estado de Florida. Un periodista de investigación descubrió que en muchos casos, los demás residentes y sus familiares ignoraban que un delincuente sexual se encontrara dentro de estas instalaciones.

Si bien es cierto, que los padres de familia tienen la precaución de checar con frecuencia las bases de datos estatales para localizar a los delincuentes sexuales, y muchas veces, hasta están dispuestos a tomar medidas en conjunto para que se impida —por orden judicial— que delincuentes sexuales se muden a vecindarios en donde habitan menores. Es un hecho lamentable que no se acostumbre tomar las mismas precauciones con los residentes de las casas-hogar para ancianos, ya que ellos también son personas muy vulnerables.

En ocasiones, los residentes de las casas-hogar para ancianos sienten como si su única alternativa fuera vivir con los otros residentes. Si un acosador sexual se encuentra dentro de la institución, la mayoría de las veces es difícil que los residentes se puedan defender. Para algunos residentes es vergonzoso reportar un abuso sexual, y muchos pacientes de las casas-hogar para ancianos tienen acceso ilimitado a las habitaciones de los demás, de esta manera los acosadores pueden entrar y salir prácticamente sin control. En algunos casos los residentes de las instituciones son personas discapacitadas o que no pueden protegerse solas. Esto las hace en particular vulnerables al maltrato y abuso en las casas-hogar para ancianos. Además, en caso de abuso sexual el adulto mayor puede ser lastimado físicamente de gravedad y como consecuencia de la agresión, sufrir fracturas o lesiones de la cabeza; entre otras lesiones graves.